viernes, 4 de febrero de 2011

Dime como manejas...


Con mi padre, muchas veces hablamos de una teoría. La comentamos, la desglosamos y lo mejor de todo, la comprobamos cada día que vamos juntos en el auto y yo personalmente cada día en que voy sola manejando o que me movilizo en transporte púlico.
A prepararse, porque de tan obvio que es, puede resultar ser igualmente una revelación inesperada.

"Uno maneja como vive"

Es así, no hay vuelta de rosca.
Se nota en la distancia si una persona se preocupa por los demás o si le importa un cuerno lo que le pase al otro.
Se nota si es una persona respetuosa de las leyes o todo lo contrario.
Se nota si es descuidado, dejado, desprolijo, de la escuela "lo atamo con alambre". (en esos casos donde ya es un hábito de la persona y no una simple solución transitoria)
Se nota si es una persona sobradora o soberbia, egoista, esos que sienten y hasta dicen < la calle es mía>
Por supuesto, también se nota todo lo contrario.

Algunos podrán decir, "epa está prejuzgando". No, los invito a prestar atención y podrán comprobarlo.

Muchas veces me sorprendo cómo siguen vivas algunas personas, que se ponen en situaciones de riesgo en forma innecesaria. Ejemplos: abrir una puerta del auto estacionado justo cuando pasa el "malón", no señalizar las maniobras para estacionar, no anticipar con tiempo suficiente una maniobra como para que el otro tenga tiempo de reaccionar, no situarse en el carril correspondiente para doblar por alguna calle y encerrar a otro(s), ciclistas sin casco, motos que se meten por lugares imprevistos y en forma sorpresiva, peatones que cruzan sin mirar o por la mitad de calle, etc..
Ejemplos hay más, pero creo que la respuesta la sé, siguen vivos por la gracia de Dios y en todo caso por la pericia de quienes los esquivan, aunque ésto último falla y ahí es cuando se producen los accidentes!

Lo que me intriga es que no sé si estos conductores/peatones cometen estos descuidos sin darse cuenta o adrede.
De cualquier manera, veo claramente que nuestra teoría es la versión "automovilística" de la famosa frase .... "por sus frutos los conoceréis" algo así como "por su forma de manejo los conoceréis".

Las pocas personas que conocí que rompían todas y cada una de las reglas del manejo, desde violar señalizaciones hasta bajarse y pelearse a las trompadas.... hacían exactamente lo mismo en otros ámbitos de su vida y lamentablemente así les iba.
En cambio, las personas cuidadosas al volante que conozco, viven de una forma mucho mejor, generalmente con mayor bienestar, son más atentas con los demás, son más respetuosas, calmas y sus bienes están en buenas condiciones.


Aclaro primero, que mi intención no es juzgar, sino simplemente contribuir al manejo a la defensiva. Lo que en la vida común sería "saber con qué bueyes aro" . Lo que yo haría/hago, sería/es mantenerme alejada de ciertas formas de manejo, o de ciertas personas de las cuáles no me gusta su proceder.

Aclaro segundo, sé que un accidente le puede pasar hasta al más cuidadoso pero sé también que siendo cuidadoso esta probabilidad es muchísimo menor.

Siempré pensé y dije (sobre todo cuando tuve que renovar el registro y me mandaron a hacer el curso de educación vial de dos días) que uno tiene que manejar aquí en Argentina como si estuviera manejando en un país del primer mundo (donde se supone y sé por varios relatos verídicos de conocidos que se cumplen las normas) para que en el caso en que tuviéramos la oportunidad de manejar en uno de esos lugares, ya estemos acostumbrados a ser buenos cuidadanos y aunque no tuviéramos la chance, sencillamente porque es lo que corresponde, lo que está bien.
Nunca me gustó esa actitud de portarse mal acá donde "nadie cumple"  pero de portarse bien en otro país,  primero porque sería muy hipócrita de nuestra parte y segundo porque sería muy dificil cambiar ese hábito arraigado de la famosa "avivada".

Creo que manejar bien, respetar las leyes, ser cuidadosos de nuestros bienes y de los ajenos, es también una vida de bienestar. Es la aplicación de la regla de oro. Hacer con los demás lo que quisiéramos que hicieran con nosotros.

Ustedes qué piensan?


Cariños

14 comentarios:

Dragonfly dijo...

Pues si creo en lo que dices, pero más aún, pienso que uno maneja de acuerdo al estado de ánimo.

A veces sales ya de casa a las carreras y sales alterado a no permitir nada en carretera, manejas a la defensiva, te vuelves descortés y cosas así.

Por otra parte cuando te sientes relajado, das paso a los demás, respetas el espacio del otro e incluso le cedes el campo.

Princesa Adora dijo...

Si, es verdad eso.. muestra cuán ciclotímicos somos! Pues deberíamos ser corteses siempre, no?
Gracias por comentar!

Fiaris dijo...

Que realidad has expuesto hoy ,una verdadera manera de ver las cosas.cariños.

Princesa Adora dijo...

Dijo Gaby, una amiga:

Tenes mucha razon Princesa...., por eso no manejo..., porque me violenta la gente....y la falta de respeto, pero sabes en donde vemos esto tambie....en el supermercado...., si, si....vos diras...."en todas partes", pero vos hablabas del "manejo" y yo te hablo del "manejo del changuito" ese objeto de metal, que cuando vas a hacer la cola en el cajero....te lo ponen en la parte baja de la cintura...como si fueras a hacer mas rapido si te dan un "empujon"....Que decirte mi amiga....lo mejor que podemos hacer es desde nuestra humilde postura...tratar de daar el ejemplo haciendo justamente....y nada mas y nada menos, que lo que nos gusta que los demas hagan con nosotros.
Te quiero.

Siluz dijo...

De acuerdo con lo que dices. La forma de manejar demuestra nuestro sentido de responsabilidad y el respeto que tenemos por la vida, la propia y la ajena.
En Puerto Rico saber manejar es casi una necesidad. Es muy limitante depender de la transportación púbica. Quizás por eso mismo muere tanta gente en nuestras carreteras, porque manejamos sin saber. El manejar no mezcla con la prisa, la negligencia, las drogas o el alcohol. Ni siquiera con el cansancio o el sueño.
Si nos diéramos cuenta de que no es tan fácil como parece...

Princesa Adora dijo...

Siluz, bienvenida, creo que no es fácil pero vale la pena hacer el esfuerzo!

El Drac dijo...

Uhmmm, me parece correcto lo que dices pero también hay las personas que manejan con cuidado pero rápido u otras que lo hacen despacio, es algo que es inherente a ellas y no lo pueden evitar. Un gran abrazo

deMónicamente dijo...

coincido con tu post, pero deseo aclarar y un poco apoyar el comentario de El Drac: manejar despacio no quiere decir nada.

muchos automovilistas que van por la izquierda a escasos km/hora, sin señalizar sus detenciones, ni mirar por el espejo retrovisor...hacen de las suyas!!!
opino que si cada uno estuviera atento a su entorno, todo sería distinto.

soy de las que manejan a velocidad permitida, respetando todo...pero alejándome del que me marca su ritmo. yo tengo mi ritmo!!
kisses princess querida!!

Princesa Adora dijo...

Mmmm. deseo aclarar a DRAC y MONI.
Por supuesto que los que mencionan que manejan despacio también están incluídos, debería haber puesto un ejemplo de ellos también!!

Yo también manejo a la velocidad permitida y me aparto de los que se hacen los loquitos.

Manejar despacio y estorbar o poner en peligro (por no respetar la mínima, por ejemplo, entiendo que es otra "variante" de mi teoría.

Y sigo pensando que todo está relacionado, TODO lo que hacemos tiene que ver con lo que somos y queremos. Aunque parezca exagerada, jeje.

Bueno, cariños a todos y gracias por comentar!!

miscyberamigos dijo...

BUEN DIA PRINCESA!!! Aquí en mi cafecito de la mañana
paso a saludarte y desearte una muy buena semana !!!
MUY BUEN POST, mucha falta de respeto en las calles, de Buenos Aires, no manejo pero noto mucha agresividad en el tránsito hoy! Abrazote gigante
Laura Cornejo
http://miscyberamigos.blogspot.com

Fabiana dijo...

¡Ay Pricesa, me dio mucha tristeza leer este post!

Si la teoría es cierta, ahí tenemos un fiel reflejo de lo que somos como sociedad. No debe ser casual que seamos los primeros en accidentes de tránsito.

Me parece que estamos para el manicomio...

Besitos.

Princesa Adora dijo...

Fabi, es triste pero es muy cierto porque manejar es una de las tantas cosas más que hacemos y hacemos lo que somos en cualquier ámbito de nuestra vida, en el manejo, en nuestrao trabajo,en nuestra familia, con nuestros amigos, con nuestros pares, como jefes, como subordinados....

Triste sí, pero nunca es tarde para comenzar a cambiar ni tan pronto para dejar de hacerlo!

Cariños y gracias por comentar!

Paula dijo...

Princesita, te juro que solo manejo cuando no me queda otro remedio.
Me estresa conducir, y más que nada, siento que acá, en Baires, tenés que ser vidente para adivinar qué va a hacer el que viene de frente, el que va delante, el que viene detrás, el que va a cruzar, el que te quiere pasar, etc.
Muchas veces se olvidan de encender las luces de giros, o si demorás un segundo en avanzar te matan a bocinazos (y más cuando sos mujer), etc.

Siempre fui cuidadosa, no voy a negar que alguna vez no cometí algún error, pero jamás hice maniobras suicidas que pusieran en peligro mi vida o la de terceros. En cambio noto que hay tan poco respeto por la vida propia y por la ajena, que por ello prefiero usar el transporte público.

En fin, algún día aprenderemos a ser mejores personas para poder ser mejores ciudadanos.

Familia Arrieta dijo...

Hola Sol:
Te cuento, no tengo idea de como se maneja en Argentina. Aca, en Australia son SUPER estrictos, camaras por todos lados...
Mi marido maneja hace mas de 20 años, cuando llegamos aca, el tenia el registro internacional, siempre fue muy cuidadoso, nunca tubo problemas en Argentina para manejar y aun asi..aca tubo que dar el examen y recien la 4ta. vez que lo dio lo aprobo...no lo podia creer..un detalle y no pasas...
Yo lo di 3 y a la tercera lo pase y estoy totalmente de acuerdo con vos que se maneja como se vive, pero a veces necesitamos que las normas se cumplan..y te digo mas, que a nadie se le ocurra coimear a un policia porque directamente va preso y sin discusion..
Es muy cierto lo que decis..