domingo, 19 de septiembre de 2010

Psiconeuroinmunobiologia.

No tenés nombre pensé cuando lo leí, pero no es un chiste.

Es la ciencia que estudia la conexión que existe entre el PENSAMIENTO, LA PALABRA, LA MENTALIDAD Y LA FISIOLOGÍA del ser humano. Una conexión que desafía el paradigma tradicional.
El pensamiento y la palabra son una forma de energía vital que tiene la capacidad (y ha sido demostrado de forma sostenible) de interactuar con el organismo y producir cambios físicos muy profundos.

Y aca, señores viene lo que me dejó pasmada: ..."se ha demostrado en diversos estudios que un minuto entretenido en un pensamiento negativo deja el sistema inmunitario en una situación delicada durante seis horas. El distrés, esa sensación de agobio permanente, produce cambios muy sorprendentes en el funcionamiento del cerebro y en la constelación hormonal.
Estos cambios son: tiene la capacidad de lesionar neuronas de la memoria y del aprendizaje localizadas en el hipocampo. Afecta nuestra capacidad intelectual porque deja sin riego sanguíneo aquellas zonas del cerebro más necesarias para tomar decisiones adecuadas.

El artículo dice muchas otras cosas interesantes, entre ellas habla de que hay que sacar el foco de atención de esos pensamientos que nos alteran y que hacen que nuestras decisiones partan de un punto de vista inadecuado y llevarlo a la  respiración abdominal. que tiene por sí sola la capacidad de producir cambios positivos en el cerebro.
Siempre encontraremos razones para justificar nuestro mal humor, estrés o tristeza y esa es una línea determinada de pensamiento. Pero cuando nos basamos en cómo queremos vivir, por ejemplo sin tristeza, aparece otra línea. Lo que el corazón quiere sentir, la mente se lo acaba mostrando.

En palabras de Santiago Ramón y Cajal, premio Nóbel de Medicina 1906: "Todo ser humano, si se lo propone, puede ser escultor de su propio cerebro". Antes era metáfora, ahora es frase literal.

Como? Cambie hábitos de pensamiento y entrene su integridad honrando su propia palabra. Cuando decimos "voy a hacer esto" y no lo hacemos alteramos físicamente nuestro cerebro. El mayor potencial es la conciencia.

Si nos aceptamos por lo que somos y no somos, podemos cambiar.Lo que se resiste, persiste. La aceptación es el núcleo de la tranformación

Fuente: Entrevista al DR. Mario Alonso Puig (cirujano)  aparecida en la Vanguardia Digital de  España

6 comentarios:

pequeñita dijo...

woww pues no fuiste la única que quedo pasmada pro que quede igual aun estoy analizando toda la información pero me gusto mucho
besos!

Los amigos del duende dijo...

Claro que si... estoy trabajando en estas cosas, investigando, y hasta experimentando... www.elartedevivir.org es una fundacion para la cual soy voluntario, donde se trabaja y se enseñan tecnicas de respiracion anti estress, la meditacion hace que nuestros pensamientos se calmen, cambien, sean mas profundos y mejores... a mi me cambio la vida...

Stella M. Alonso dijo...

Voy a googlear la nota, me interesa mucho el tema y comparto la idea.

Besos

Abuela Ciber dijo...

Esto es reinteresante que se vaya entendiendo cada vez más, la interrelacion que existe.

Estupendo que lo hayas compartido!!!!

Cariños

Epístola Gutierrez dijo...

Muy interesante y para tener en cuenta.
Habrá que pensar cosas positivas, entonces.
Muchas gracias por compartir eesta información.
Un beso.

Anavril dijo...

Buenisimo!
Excelente!

Y tantas cosas por descubrir!